Usos de material reciclado

Más del 95% del plomo secundario reciclado es destinado de nuevo a la fabricación de acumuladores o baterías, destinándose el resto a otros usos minoritarios entre los que destacan principalmente: Munición, Planchas de tejados o Contrapesos.